lunes, 14 de diciembre de 2009

Justicia comunista en carretera

El conductor neoburgués se cree por encima de la ley de circulación en carretera. Sólo un héroe soviético nos puede salvar.




PD: Los conductores neoburgueses se creen tan por encima de la ley, que hasta se saltan las leyes de la física, de esta forma se explica el cambio de color en el coche, el clima, el lugar y otros detalles sin importancia.

5 comentarios:

Russianwhite dijo...

Amigo AkaTsuko, tu mente pertenece a una clase descatalogada, pero mola xD

Tu presentación del conductor neoburgués encaja perfectamente con la descripción del conductor cani xD Qué coincidencia más curiosa.

Illuminatus dijo...

Son una misma sintomatología, Russianwhite. La misma.

Sin duda más agentes de tráfico en la línea del camarada Drago es lo que necesita el cuerpo de policía. Es una solución de compromiso moderada en comparación con la propuesta por un camarada que conocí hace tiempo, de la línea dura, que planteaba abrir una zanja al lado de los controles de drogas a la salida de zonas de macrodiscotecas a las séis de la mañana para alojar a los inconscientes que pusieran en peligro a los conductores de bien.

key dijo...

Mi barrio no es de los más peligrosos, pero si algo está claro es que quien tiene un coche así y lo aparca en la calle está pidiendo as gritos: robadmelo.

Armabot dijo...

Sí que está siendo un mes comunisquezoide, pero reconozco que en los casos de macarra que comparte su música sí que vendría bien una dictadura de las que adornan el blog este mes.

AkaTsuko dijo...

No te preocupes amigo Arma, que el 1 de enero esto volverá a la (b)normalidad a la que acostumbra a estar.

Pero hasta entonces queda mucha marcha de camisas rojas por delante...